Pages

Categories

Search



¡No nos mires, únete!

¡No nos mires, únete!

by
2012年7月17日
Deportes
No Comment
Introducción.

Si hubiese que elegir cual es el mejor invento que la humanidad ha realizado a lo largo de su existencia, muy muy probablemente no nos podríamos quedar con uno solo ni tampoco nos pondríamos de acuerdo, son tantísimos los que nos facilitan las cosas y han mejorado nuestro día a día… Inventos que posibilitan la comunicación entre personas de diferentes países sin importar las distancias, inventos que nos permiten trasladarnos a velocidades vertiginosas, a llegar cada vez más lejos, a conservar una salud cada vez mejor… que seríamos sin ellos. Sin importar si son pequeños o grandes, al final todos terminan contribuyendo a hacernos la vida mejor y más fácil.

Son muchos los inventos que se me pasan por la cabeza y elegir uno al que hacerle una mención especial en el blog se me hace imposible. Debería buscar algo universal que todo el mundo haya tenido uno en su vida, sería la mejor manera de aproximarme al gusto de todo el mundo y httasí poder escribir un texto que fuera muy interesante para mucha gente.

Haciendo descarte tras descarte, buscando cual sería el invento que a todos nos ha facilitado la vida al menos una vez, he optado por algo que particularmente tiene una particularidad que le diferencia de los muchos que se me han ocurrido, y es que este invento, al usarlo, cansa XD

Y es que, a pesar de tratarse de ser algo que tiene a su favor muchas cualidades, como son movilidad a bajo coste, gasto de mantenimiento mínimo y un consumo de energía a lo largo de su vida casi irrisorio, termina siendo cansado en muchos sentidos. Es de sobra conocido que tiene dos cosas que se adaptan a los pies, y si estos no mueven dichas piezas, no se mueve del sitio. Tan sencillo es hacerlo funcionar y tan sencillo igualmente es que te canses de él… bueno, últimamente parece que ya va a dejar de ser cansado XD

Este concepto de bici eléctrica permite guardarla en el compartimento donde normalmente va guardada la rueda de repuesto. Se presentó en el año 2010 durante una feria del automóvil en China

Con tantas pistas y sobre todo el vídeo último que he puesto, debéis saber ya de que hablo, verdad?

 

Dos ruedas y un mundo por recorrer.

Aunque conceptualmente la bicicleta se ha visto, se ve y se verá beneficiada de los constantes avances y mejoras que paralelamente se consiguen en otros campos, ya sea por ejemplo el caso de la automoción donde constantemente mejoran los motores eléctricos, baterías y materiales, la sencillez del concepto “de toda la vida” de la bicicleta es el que impera. Cogerla, montarse en ella y a dar pedales es su alma.

Un gesto sencillo inspira grandes cosas que se podría decir, ¿verdad? me pregunto cuantos gestos de arranque podrá hacer una persona normal y corriente a lo largo de su vida… buf, cientos de millones seguramente.

Ese simple gesto y un poco de equilibrio es lo que todo el mundo necesita para poder hacer uso de la bicicleta. Por su sencillez, por su universalidad y por todo lo comentado antes, he decidido elegir  como personaje principal en mi tributo al mejor invento del mundo a la bicicleta (con permiso de otros tantos que he dejado en el tintero).

Tiene muchas características más que las convierte en un invento de lo más logrado, y una historia que empieza de muy atrás en el tiempo pero que hasta finales de siglo 19 no pudo ir beneficiándole de sucesivas mejoras como fue la introducción del neumático y la cubierta, la cadena… Sería apasionante hacer un recorrido por su historia y destacar fechas y personas que la han ido perfeccionando hasta lo que es actualmente, pero ¿para que hacer un texto de investigación buscando datos por la red cuando tengo algo en mi casa, cerca de mi, con mucha historia y mucho valor?

 

De 1980 a 2012: 32 años de evolución biciclística.

La devoción de una persona muy cercana a mí por la bicicleta es la que me ha dado el toque definitivo a escribir sobre este pedazo de invento y prescindir de todo cuando había escrito y plasmado en la red.

No hace mucho mi padre restauró una de sus primeras bicicletas, una que compró en 1980 a uno de los integrantes del equipo de ciclismo profesional Chocolates Hueso, con la que hasta hace un año y mucho ha estado dando caña al cuerpo. A pesar de que recientemente se ha echo con una nueva, la bici restaurada, siendo como es una pieza de museo, la tiene preparada con tanto mimo, que está lista para salir a rodar en cualquier momento (y no dudéis que si puede, lo hace^^).

Dos máquinas a mi alcance como ellas (una actual y otra una equipada exactamente como cuando fue comprada), un articulo-tributo a la bicicleta por redactar y unos medios a mi alcance como un teclado, una cámara de fotos y un blog, ¿que más señales del universo necesitaba para ponerme en marcha? Solo hay que mezclar todo a ver que sale XD

Me gusta la bici, también tengo una de carreras y la cojo tanto como puedo. Se bastantes cosas sobre ella y tal, pero mi padre tiene tal nivel de práctica, de sabiduría y de pasión por la bici me supera de largo… Por suerte, he podido contar con toda su sapiencia, con algún que otro rato muerto que ha tenido para echarme una mano en la redacción de este texto así que quedará mucho más redondo de lo que yo mismo por mi cuenta podría hacer.

Estas dos bicis que voy a retratar no solo las une la pasión de un ciclista que lleva décadas practicando ciclismo, también las une ser un referente en tecnología, diseño y equipamiento cada una en su época, y “por desgracia” a ambas también las une el mismo problema, ambas hay que dar pedales y ambas cansan…

Algo que es tan sencillo como un hierro donde subirse y dar pedales ¿cuánto puede haber llegado a evolucionar en esos treinta y dos años que las separan?

 

bicicleta.jpg

Ese manillar tan característico que tiene las bicicletas de competición y esas ruedas tan “finusculas” son las señas de identidad de este tipo de bicicletas. También conocidas en el argot del mundo de la bici como bicicletas de carretera (en contraposición a las bicicletas por ejemplo de montaña, que son mucho más robustas, con unas ruedas mucho mas anchas y un manillar mucho más simple), estas bicicletas permiten alcanzar velocidades superiores a 40 kilómetros por hora y recorrer grandes distancias (dependiendo por supuesto de la forma física del quien está encima).

Principalmente hay que agradecérselo a las ruedas, que ofrecen el mínimo roce con respecto al suelo por donde se trasladan. En el interior de los neumáticos, finas cámaras llegan a soportar hasta 8 kilos de presión (normalmente un coche suele llegar hasta 3 kilos y las bicis de montaña 2,2), todo con tal de reducir al máximo la fricción.

El manillar, la otra característica particular de este tipo de bicicletas, permite en principio tres posturas distintas: manos sobre la parte superior (digamos que es un poco la postura de paseo), sobre las manetas de freno (una posición que permite un esfuerzo mediano sobre la bici, a parte de asegurarnos de reducir el tiempo de respuesta frente a un imprevisto, como un frenado brusco, y también para cambiar de velocidad), y las manos en la parte inferior (ahí van cuando hay que hacer un esfuerzo alto, en descenso o durante un sprint). Los deportistas de élite conocen de sobra donde deben agarrarse en cada momento, son de los usuarios de este vehículo que más horas pasan encima de ella XD

ciclistas.jpg

Adoptar una mala postura en la bicicleta puede marcar una diferencia bestial, aunque sea incluso para montar un ratillo todos los días.

¿Qué pueden hacer los fabricantes para hacer de esta actividad, algo menos sufrido? Si bien entre las dos bicicletas que voy a comparar a simple vista no hay apenas diferencias (ambas mantienen la misma geometría y la posición de todas las piezas), la diferencia está en los pequeños detalles, que iré detallando punto por punto.

La principal característica que las diferencia es el material en que han sido construidas, mientras que la bici de 1980 prácticamente todas sus piezas están fabricadas en acero y aluminio, la bici de 2012 está prácticamente fabricada en un material mucho más ligero pero no por ello más endeble: el carbono, consiguiendo en el resultado final una diferencia de peso de la más vieja sobre la más nueva de unos dos kilos.

Detalle de las bicis:
En esta instantánea estamos viendo  una bicicleta de 1980 usada por el equipo Chocolates Hueso de Profesionales montada en Campagnolo Super Record con ruedas de tubulares. El cuadro es de acero Columbus y el peso de la bicicleta es de 8,700.

En esta otra aparece una bicicleta montada en el año 2012 con cuadro de fibra de carbono grupo Campagnolo súper record 11 velocidades con un peso de 7 kgs.

 

buje-delantero.jpg

Quizás si hubiera que hablar de piezas delicadas en una bicicleta de carretera habría que empezar hablando de los bujes. Estas pequeñas piezas cilíndricas son las encargadas de sustentar el propio aro que hace de ruedas de la bicicleta con el propio cuerpo principal de la bicicleta. Los radios, esas piezas alargadas que parten del buje, van apretadas por unos tornillos en la parte del aro ajustadas de manera que la rueda no pierde su forma, lo que en el argot de ciclismo se menciona como centrado de la rueda. Un radio partido o mal ajustado provoca un descentrado en la bicicleta, haciendo peligrosa la conducción de la bici pues vibraría o causaría un roce no deseado con las zapatas de freno, frenando el avance de esta.

Una diferencia destacable entre los dos bujes es el número de radios que parten en ella y su forma: se han reducido a la mitad y su cuerpo es totalmente plano a diferencia de los radios de 1980 que son todos cilíndricos. El propio buje a aumentado en diámetro pero es más robusto y menos pesado.

Detalle de los bujes:
En esta instantánea podemos observar el buje de la rueda delantera de 32 agujeros con engrasador en el eje principal fabricado en aluminio con cierre en acero.

En esta otra, podemos comparar los adelantos de la técnica como ha evolucionado, por que tenemos un buje delantero fabricado en fibra de carbono con rodamientos de cerámica y cierre de aluminio y buje de 16 radios.

 

bujet.jpg

Los bujes traseros son algo más complejos que los delanteros pues ellos llevan montados el taco piñones, el conjunto de platos detentados que reciben la fuerza del peladeo. El sistema de radios varia poco con respecto al buje delantero como tampoco varia mucho la forma y la construcción del cuerpo. Ambos bujes tienen mantenimiento, en su interior albergan pequeñas bolas de acero que van engrasadas y son las que permiten que la rueda gire sobre la pieza que queda fija y ancla las ruedas a la bicicleta. Si suspendes en el aire a tu bici, giras las ruedas con la mano y estas tienden a detenerse, posiblemente los bujes necesiten una revisión^^

Detalle de los bujes:
En el buje trasero de la bici de los 80, al igual que el delantero podemos, observar el engrasador central, el cierre de acero y rueda de 32 radios.

En el buje trasero actual fabricado también en fibra de carbono con rodamiento de cerámica, cierre de aluminio y 18 radios de aluminio.

Recomendación sobre el apriete de los cierres:
Muchos de los que montan en bici no prestan atención a la postura y apriete de los cierres y puede traerles quebraderos de cabeza si no los utilizan debidamente. Lo primero y principal es, que no es necesario cerraros con una fuerza descomunal, con que al final del recorrido comience a sentirse apretado es suficiente, y sobre todo, el cierre delantero y el trasero ambos deben de ir al lado izquierdo y cuando sean cerrados, que queden pegados a la bicicleta, evitareis accidentes como enganchones con otros ciclistas.

 

maneta.jpg

Pasamos de dos piezas de desgaste como son los bujes a dos piezas presentes en cualquier bicicleta de carretera que se precie: Las manetas.

La forma peculiar del manillar de las bicicletas de competición permite acoplar estas piezas que en realidad son elementos totalmente independientes. La forma de las palancas de freno permite poder ejercer presión sobre la palanca bien desde arriba con los dedos índice y dedo medio (la palma de la mano iría apoyada sobre la propia maneta) o con todos los dedos menos en pulgar si se fuera agarrado desde la propia curvatura del manillar.

Sobra decir que la función principal de las manetas son la trasmitir la presión ejercida por las manos a las pinzas de freno para que estas frenen las ruedas, pero al ser una pieza tan accesible que también permite controlar la bicicleta, se le han ido ampliando las funciones conforme ha avanzado los años. También se ha mejorado su ergonomía haciéndolas más agradables y menos fatigadas a las manos.

Detalle de las manetas:
Aquí podemos observar las manetas de freno con la única finalidad de frenar fabricadas en aluminio.

En esta otra maneta de freno hace dos funciones, la de frenar y la de el cambio en la izquierda la de los platos y en la maneta derecha la de los piñones traseros. Mientras que en el la bici del año 1980 los cambios iban con unas manetas unidas al cuadro en el tubo que viene de la dirección al eje pedalier.

 

cambio.jpg

Si algo le hacia molonas a las bicicletas de competición eran los cambios, básicamente era el “truco” que las permitía coger esas velocidades de vértigo con solo dar pedales.

Los cambios eran accionados en las bicicletas de los años 80 con dos palancas situadas en la barra que baja desde la potencia hasta el eje pedalier. Al accionarlas, la cadena podía ser desplazada entre los distintos platos que había en el pedal y en el buje trasero, de manera que se podía adaptar el pedaleo del ciclista a las circunstancias: si había que subir una cuesta, la cadena solía desplazarse al plato con menos dientes del eje pedalier y al que más dientes tenía del buje trasero.

Al ser un sistema simple de palancas, el oído del ciclista jugaba un factor determinante para que la cadena no se quedara entre platos, con la consiguiente perdida de tracción.

Conforme la técnica mejoró, las palancas desaparecieron y su función fueron añadidas a las propias manetas de freno. El ciclista ya no necesitaba soltar la mano del manillar para cambiar de marcha, ahora podía hacerlo cómodamente, haciendo presión en palancas accesorias a la propia palanca de freno. A parte de mejorar la accesibilidad, la sincronía y el paso de la cadena de uno a otro plato había mejorado notablemente pues las palancas colocan la cadena en cada plato con suma precisión y casi sin que el ciclista lo aprecie.

Detalle de las manetas:
Aquí vemos las manetas que anteriormente habíamos comentado que van sujetas al cuadro fabricadas en aluminio. La izquierda de la imagen es para cambiar los platos delanteros y la derecha para cambiar los piñones.

 

cambiot.jpg

De todo el catalogo de piezas que consta una bicicleta de competición, el cambio trasero es la más compleja de todas ellas. En ciclista depende de esta pieza por partida doble, pues no solo permite el consabido cambio de marchas (trasladar la cadena de uno a otro plato del taco piñones), también absorbe la diferencia de diámetro de los distintos platos que conforma todo el conjunto, estirando la cadena para que no pierda en ningún momento la tensión necesaria que la permite hacer su función, trasmitir la fuerza de peladeo a la rueda trasera.

Dos ruedas dentadas de plástico formando entre ellas una línea son recorridas por la cadena haciendo zig-zag siendo tensado el conjunto  por un potente muelle. Dos brazos forman el cuerpo principal del cambio y un muelle que los estira. Cuando el ciclista acciona las palancas, el cable tira o suelta dicho muelle, de forma que la posición inicial del cambio siempre es el piñón más pequeño.

Detalle de los cambios:
En esta instantánea observamos el cambio trasero manual con manecilla en el cuadro. Era el top de adelanto de los años 80, está fabricado en aluminio y era conocido por los ciclistas de la época como el Pata Negra.

En este podemos observar las diferencias existentes con el de el año 1980 que está fabricado casi todas sus partes en fibra de carbono, automático y fabricado para 11 velocidades.

 

desviador.jpg

Menos complejo que su hermano mayor el cambio pero igual de necesario, el desviador tiene la función de desplazar la cadena a los distintos platos que vayan montados en el conjunto del pedal. La maneta izquierda acciona a esta pieza que está tensada por un potente muelle. Si la maneta no tira de él, su posición inicia siempre será el plato más pequeño.

Detalle de los cambios:
1980: Pasamos a comentar el desviador de platos. En la foto podemos observar como la incrustación al cuadro es de aluminio y el pase de cadena es el acero.

2012: En este observamos que estéticamente hay poca diferencia pero en el material es casi todo en aluminio.

Una de matemáticas:
La relación en la cantidad de dientes delanteros con los traseros es un factor que apenas se le da importancia pero que no estás de más que sepáis como trabajar con ellas, os permitirá elegir el taco piñones o el plato idóneo para cada momento. Una simple división entre los dientes delanteros y traseros os ayudará a saber la relación: No por tener más platos o dientes delante y mas piñones atrás os hará ampliar en la misma relación las marchas.

 

cuadro.jpg

El esqueleto y la columna vertebral de toda bicicleta es esta pieza que voy a pasar a explicaros.

A simple vista esconden poca diferencia una de la otra: dos triángulos unidos, uno con el lado vertical arriba y el otro abajo, cinco o seis tubos soldados entre si y ciertos alojamientos indispensables para albergar el sillín, el eje pedalier, la potencia delantera y el buje tarsero son su común denominador. El cuadro en si no alberga muchos misterios, pero examinados al detalle se comienzan a apreciar las diferencias.

Detalle de los cuadros:
Este cuadro fabricado artesanalmente con tubo Columbus por el artesano y ex ciclista profesional Gianni Mota, era en la época un cuadro tope gama el cual también incluía también la horquilla con un peso del cuadro sin horquilla de 1,280 grms.

En este cuadro fabricado en fibra de carbono con horquilla y dirección, tija de sillín con un peso de 1, 080 gramos con total rigidez y dureza.

 

ejec.jpg

La facultad de las bicicletas de trasladar el impulso de las piernas a las ruedas traseras, las motrices, sigue siendo prácticamente la misma desde las bicicletas de los años 80 a las del siglo 21.

Exteriormente han evolucionado siendo ahora muchos más atractivas y con un acabado que aprovecha el avance de la técnica en cuanto a tratamiento de materias primas. Las diferencias a primera vista no solo son estéticas, el eje delantero está diseñado de manera que se evita en un alto porcentaje la entrada de agua y otros elementos al interior del pedal. Al ser más hermético, la grasa interna que lubrica los rodamientos internos aguanta mucho mejor el desgaste asegurando un paladeo más suave. Si la bici de los años 80 ya iban finas, imaginaros estas.

Detalle de los ejes:
En esta instantánea podemos ver la evolución en fabricación de bielas. Aquí vemos una biela mecanizada en aluminio anodizado de 1980.

En esta vemos una biela fabricada en un material aeroespacial tope gama en Campagnolo.

 

pedales.jpg

La sujeción del pie a la bicicleta, y más concretamente al eje delantero, es muy tomado en cuenta en este tipo de bicicletas. El simple pedal que todos conocemos de las bicicletas de paseo serían un lastre para el ciclista que posiblemente va a estar dando pedales más de dos horas diarias. No solo es más incómodo sino que el control de la bicicleta es menor y se pierde fuerza de peladeo. En este tipo de pedales, al ir el pie sujeto, los movimientos ascendentes de las piernas son aprovechados para el avance.

Los ciclistas de los años 80 contaban con un sistema de fijación muy sencillo. La zapatilla ciclista tenia una pieza de plástico (llamada cala) con una hendidura que casaba con el pedal, de manera que era imposible que el pie saliera una vez que este estuviera dentro del pedal y fuera apretado con la correílla.

Las bicicletas actuales se han desentendido del todo de la correílla, sustituyéndola por un sistema automático. La antigua cala adquirido una forma que permite ajustarse al pedal, ajustándose a este sin que el ciclista deba soltar las manos del manillar.

Detalle de los pedales:
En el pedal de 1980 fabricado en aluminio con eje de acero, vemos un pedal que le llamábamos universal, con correílla y puntera para el calapie.

Y aquí vemos la diferencia en el pedal de 2012, un pedal automático, han desaparecido las correíllas y se adhiere a la zapatilla con unos anclajes de pasta dura.

 

pinzad.jpg

Las pinzas de freno de las bicicletas de competición no tienen prácticamente nada de particular con las que se pueda encontrar en otro tipo de bicicleta que utilice el mismo sistema, ya sea en las bicicletas de la década de los 80 a la bicicleta actual. Dos funciones que no están en otro tipo de pinzas es un liberador rápido que permite abrir o cerrar unos milímetros las pinzas (ideal cuando la rueda se descentra o hay que montarla en la bici) o una rueca que permite ya ampliar o reducir ampliamente la separación de las pinzas. Ambas funciones no requieren de una herramienta, pudiéndose ajustar en cualquier momento que se precise.

Detalle de las pinzas de freno
Los puentes de frenado la diferencia que podemos observar entre los dos modelos de gama alta de 2012 y 1980 es prácticamente estética porque las efectividad en el frenado es prácticamente la misma y el material prácticamente el mismo, lo único diferente es que puede gustar uno más que otro.

 

c4f0d633a2d404d0606f542e74d45bf8.jpg

Las velocidades que alcanzan estas bicicletas no serán tan altas si no contaran con este sistema de coronas dentadas. Dispuestas en orden descendente, siendo las coronas con mas dientes las mas cercanas a los radios, la cadena “abraza” gracias al sistema de cambio trasero la corona que más se adapte a la circunstancia (si el ciclista tiene más o menos fuerzas, si necesita ascender o descender un desnivel o si necesita ganar velocidad), consiguiendo rentabilizar las energías del que va encima sufriendo.

Como el ancho del eje de las ruedas prácticamente ha permanecido inalterado desde las bicicletas del año 80 al actual, se ha tenido que ir reduciendo la separación entre coronas. Actualmente entran hasta 11 coronas. La diversificación es tal, que es probable que la rueda trasera de tu bici no pueda montase en otra, entrará pero quizás la cadena no asiente bien en las coronas, la sincronización sea distinta con tus manetas… problemas que eran inexistentes en las bicis del año 80 donde las palancas se adaptaban a cualquier rueda que quisieras poner.

Detalles a parte, con los nuevos materiales se han conseguido taco piñones mucho mas ligeros aun llevando más coronas.

Detalle de los taco piñones:
Taco de coronas traseras conocido entre los usuarios al ciclismo como piñones. Aquí vemos un taco de piñones 2012 con 11 coronas disponibles desde 11 dientes el más pequeño a 25 o 27 dientes la corona más grande o piñón. En el de 1980 podemos observar que tiene solamente 7 coronas. Son de material acero bastante más pesado, con solo 7 coronas, 4 menos que al anterior.

 

plato.jpg

El eje delantero de las bicicletas de competición destaca por muchos detalles que ya hemos echo referencia, pero me quedaba explicar el último y quizás el que más aporta al ciclista a la hora de dar pedales. Dos platos dentados de diferente diámetro permite dar un amplio salto en la relación de pedaladas que debe dar para hacer girar la rueda trasera.

En ambas bicicletas, el dueño ha optado por 2 platos, pero en la actualidad puede optar hasta 3 y de diámetros mucho más variados. El disco más pequeño siempre es el que va más cerca del cuadro y el que más pedaladas hay que dar para que la rueda trasera complete un giro. Es el ideal para ascensos.

Detalle de los platos:
El conjunto de bielas y platos la diferencia respecto al 1980 es que se puede elegir entre varios desarrollos. El material es prácticamente el mismo y la estética a la vista está, puede gustar uno más que otro. En el 1980 podías elegir el plato grande 52 o 53 dientes y el pequeño es de 49, mientras en el de 2012 hay mucha variedad de platos que van en grande desde el 53 al 50 y el pequeño del 42 al 34.

 

porta.jpg

También conocido por bidón, es el elemento más “superfluo” que cuenta las bicicletas de competición. “Superfluo” entre comillas por que tener a mano una cantimplora con agua es vital de necesidad para recorridos largos, por lo demás no hay una gran diferencia entre los porta cacharras de los años 80 y los del siglo 21, salvo el diseño y los materiales.

Dependiendo de la maña del ciclista, en la bicicleta se pueden llevar hasta cuatro porta bidones. La costumbre es dos, que van confrontados en el cuadro, se puede levar otro debajo del sillín y uno justo delante del manillar. Hay ciclistas que optan por llevan cubierta de repuesto en los porta cacharras en ved de un bidón.

Detalle de los porta cacharras:
En el porta bidón la diferencia del 2012 al 1980 es que el primeros en fibra de carbono, por lo tanto muy poco pesado, y en el 1980 es de hierro cromado, pero la función es la misma.

 

potencia.jpg

La potencia es el elemento que más desapercibido pasa para la gran mayoría de los que montan en bicicleta y en el elemento que menos se fija la gente cuando les enseñas una bici de estas características, sin embargo cumple una función sumamente importante.

La potencia es la pieza o el conjunto de piezas que une el manillar con el conjunto de la bicicleta y más concretamente con la rueda delantera. Esta no permanece fija como la rueda trasera, la potencia gira dentro del cilindro que la sostiene permitiendo que podamos maniobrar con la rueda delantera. Dos juegos de rodamientos (arriba y abajo) son los encargados de permitir que la potencia y el resto de piezas puedan girar en todo momento.

Dicho juego de piezas a sufrido una evolución tremenda a lo largo del tiempo. La de los años 80 es un simple ángulo de 90 grados con una apertura en la punta vertical por donde debe pasar el manillar. Las actuales permiten un mantenimiento mucho más accesible que las bicicletas de hace treinta años, y encima son ajustables en altura. Al ser las dos bicis del mismo propietario, la altura de la potencia que se aprecia en las fotos es la misma, pero si otra persona quisiera utilizarla, se podría hacer modificaciones para ajustar la altura y adaptarla al nuevo propietario, en cambio las de 1980 era prácticamente iguales para todo el mundo

Detalle de las potencias:
La potencia de 2012 hay gran variedad en materiales, que van desde el carbono al aluminio y se ensamblan en la horquilla que sobresale del cuadro, llamada pipa.

En 1980 las tope gama eran de aluminio e iban ensambladas dentro del tubo de la horquilla llamada pipa. Hay bastante diferencia en peso y en rigidez a favor de la de 2012.

 

potenciaf.jpg

La foto frontal de la potencia os debería permitir apreciar algunos de los detalles mencionados anteriormente.

 

horquilla.jpg

La horquilla tiene la difícil y delicada función de llevar la rueda delantera, la que permite al ciclista hacer los giros más cerrados, de soportar las irregularidades del pavimento… y solo con un simple “hierro” en forma de U invertida al que se le ha soldado un tubo justo en la parte superior.

A pesar de que es la rueda trasera la que soporta más peso, la delantera no deja de ser menos importante que tenga una cantidad grande de radios que la haga igual de rígida y resistente… o eso sucedía en las ruedas de las bicicletas de los años ochenta. Más adelante veremos que con menos radios se puede conseguir tanto o más rendimiento.

Como viene siendo habitual en todas las piezas de la bicicleta que conforman su esqueleto, la horquilla ha ganado más cuerpo con respecto a su homónimo de los años 80, pero son tan o más resistentes que las viejas. En la actualidad existen multitud de modelos, y si nos vamos al mundo de la bicicleta de montaña ni os cuento los que hay, algunos incluso llevan equipados sistemas hidráulicos con reguladores de dureza. Las de carretera ninguna requiere de semejante sistema pues muy pocas veces veréis una de estas yendo por caminos o atravesando sendas llenas de socavones y subidas empinadas, barro, charcos… pero igualmente se requiere de un componente que cumpla las expectativas.

Básicamente las horquillas de los años 80 son como la que estamos viendo en la bici de muestra, Si no todas, casi todas iban cromadas y presentaban una forma mu similar, solo había ligeras variaciones en los detalles y en alguna marca que denotaba que eran de buena familia.

Detalle de las horquillas:
Horquilla de 1980 esta fabricada totalmente en acero y es bastante resistente, muy rígida pero excesivamente pesada.

En cuanto a la de 2012, está fabricada totalmente en carbono, ofrece la misma o más rigidez que el acero e inmensamente menos pesada.

 

ruedos.jpg

Concretamente las ruedas, dentro de lo que es el mundo del ciclismo profesional, a pegado una evolución bestial. Para ser de a priori, la pieza más elemental y que menos complejidad debe entrañar, el aro y los radios son de los elementos que más caña les han dado los ingenieros del sector. Los precios que pueden alcanzar dos “simples” ruedas dejaría atónito a cualquiera.

Las ruedas que tenemos en estas dos bicis son de las más “elementales” pero no por ello menos malas que muchas otras. Las bicis de los años 80 básicamente era un aro al cual se le había realizado una forma determinada para que se pudiera montar la cámara y la cubierta y a la que también se le había echo una serie de perforaciones para que las tuercas de los radios pudieran pasar. 32 radios unen en esta bici el aro al buje, cruzándose entre ellos. No había demasiados modelos de radios en aquella época y y no era raro que terminaran partiendo por la punta del lado del buje. Los radios no solo unen el aro con el buje, también absorben muchas de las irregularidades del asfalto, así que es importante que estas tengan el apriete y la fuerza suficientes para que resistan toda esa fuerza y desgaste.

Sin embargo las ruedas actuales cuentan con menos radios y con formas que harían pensar que van a partir en cualquier momento.La propia llanta cuenta con refuerzos en los alojamientos para albergar los radios y una constitución interna que le hace ser más ligera sin perder un ápice de resistencia y durabilidad. Excepto en la rueda trasera, del lado del taco piñones. los radios si se cruzan, pero en el resto no ocurre lo mismo. Con sola 14 radios delante y 21 detrás, las ruedas de la bici de este siglo ofrecen una sensación de rodaje muy segura y liviana, más cercana que a ir montado encima de una pluma más que en una bicicleta.

Detalle de las ruedas:
En ruedas aquí tenemos también una gran variedad a elegir. En 2012 respecto a 1980, que eran construidas artesanalmente por los mecánicos de bicicletas montadas con sus manos. Sin embargo, en neumáticos, tubulares, la diferencia es muy poca, por que actualmente se están usando prácticamente los mismos tubulares que se utilizaban en 1980 .

 

tija.jpg

El sillín y la tija del sillín, quizás los mayores enemigos del ciclista. El sillín sobre todo.

Los sillines antiguamente eran de tejido duro, algunos incluso de cuero, e internamente eran casi pura rigidez. Imaginaros los ciclistas profesionales entados en una pieza poco más grande que la palma de la mano durante más de tres horas >< mortal de necesidad.

Los actuales y particularmente el que monta la bici de 2012 internamente son de gel. Son mucho más estilizados que los de hace más de 30 años, más suaves al tacto e incluso algunos vienen diseñados para impedir causar al ciclista la menos fatiga posible, pero aun así os digo por experiencia propia que el culo sigue doliendo igual según van pasando las horas XD

La tija del sillín, regulable en altura, es la pieza que une al “destroza culos de ciclista” a la propia bici. Se ha modificado la forma de sujetar el sillón a la tija y también la forma que el conjunto se sujeta a la propia bicicleta.

Detalle de las tijas:
En tijas de sillín, en 2012 podemos disponer de una gran variedad de material y materiales. Entre aluminio, carbono y cuadros que ya vine con tija incorporada. En 1980 la tija era en aluminio, fabricada por Campagnolo en esta bicicleta de 1980, más pesada que las de carbono.

 

Conclusión y últimos apuntes.

Nunca pensé que pudiera escribir tanto sobre las bicicletas, ni tampoco que me fuera a llevar tanto trabajo dar este repaso que he dado a todas las piezas que la conforma, ¡quien iba a pensar que llevara semejante cantidad de cosas! Y eso que me he dejado algunas en el tintero (la cadena por ejemplo), pero como de lo que se trataba era de dar un paseo general por las dos, no quería entra tanto al detalle técnico.

Mecánicamente hablando la bici no tiene la complejidad de un coche de competición, pero hay que saber meterle mano igualmente, y tiene un encanto que quizás un coche deportivo no tiene. Yo no voy a entrar a debatir cual de los dos es mejor ni cual es más encantador, es como intentar decantarse entre playa y montaña XD, pero bien es cierto que ya podría darnos más a la gente en general por usar las dos ruedas con pedales que las cuatro contaminantes.

En fin, reivindicaciones ecológicas a parte, creo que me ha quedado un artículo de lo más resuelto, quizás un video le hubiera venido de lujo, pero terminé decantándome por completo por el encanto de las fotos explicativas^^. Ha quedado bien chulo, las cosas como son, ¿os ha gustado?

Estoy a punto de acabar el artículo y no me gustaría hacerlo sin agradecerle a mi padre el tiempo que ha dedicado en ayudarme con las fotos y los apuntes que me hizo de cada pieza (todas ellas están plasmadas en cursiva en este escrito), creo que es lo que más me ha gustado de todo el proceso^^; y nada, que puedo decir llegados as este punto, que me alegraría un montón que si comenzáis a ver las bicicletas con otros ojos después de haber leído todo este peazo de artículo-tributo que he preparado, podré darme por satisfecho^^ ¿Es para ti ahora la bicicleta el mejor invento de todos? Espero que si no lo es, se acerque más que antes^^

Gracias por leerme^^

*   *   *   *  * * * * ******

“¡No nos mires, únete!” es una especie de grito de guerra que más de una vez he oído cuando he salido con el grupo de ciclistas de mi localidad. Cuando atravesábamos algún pueblo que otro, y la gente nos miraba pasar como si fuéramos bichos raros que no tienen otra cosa que hacer más que darse caña dando pedales, entonces solemos decirles eso a grito pelado XD

 

31 de octubre de 2018

Hemos introducido la tabla de contenidos para que sea más fácil acceder a los contenidos, y sustituido un vídeo que ya no esta en YouTube por nuestro brokenlink favorito.



コメントを残す

メールアドレスが公開されることはありません。 * が付いている欄は必須項目です